Filloas Encigarradas




Hola!

Las filloas son algo típico del carnaval en Galicia. Son unas tortitas bien finas que se elaboran principalmente a base de leche harina y huevos, existiendo muchas variantes dependiendo de la zona donde se hagan.
Pueden ser dulces o saladas  y normalmente se toman solas o acompañadas con un suave relleno. Las dulces se pueden rellenar de azúcar, miel, nata, crema, etc. Las saladas las he probado rellenas de chicharrones, grelos o para acompañar al cocido.

Bien, yo traigo algo diferente. Unas filloas que no he visto mas que en mi familia y son las que más consumimos en antroido (carnaval), aunque no le hacemos ascos a cualquier otra. Somos de buen diente.

Estas no llevan huevo ni leche, y el amoado se hace sólo con agua y harina, quedando una filloa brava, que no se dora al no llevar huevo, y que tardan un poco más en hacerse. Después, ya frías, y justo antes de enrollarlas  para inmediatamente pasarlas de nuevo por la sartén, se les pone azúcar. Quedan caramelizadas y se toman calientes.

Cuando le pregunté a mi madre de donde venía esta receta me comentó que las hacían así en la aldea de la familia de mi padrino, en Castro, Concello de  Mesía.

De esa misma familia recuerdo otra torta, esta mucho más gruesa, que se hacía en la sartén con unos torreznos y que llamaban pandelo.

Bueno, aquí lo dejo. Espero que os gusten esta filloas, quizá más modestas que otras, pero muy ricas.

Salud

8 comentarios:

Berta dijo...

Estupendas Víctor. Es la primera vez que las veo hacer así.
En mi familia política las filloas da pedra las hacen también con agua y harina nada más.
Lo de cubrirlas de azúcar y caramelizarlas así nunca lo había oído.
Desde luego que en tu familia os salís en originales.

Muacs dulces

Viví Taboada dijo...

que ricas ! en carnavales no pueden faltar, bicos

Maria J. dijo...

No conocía esta variante sin leche ni huevo, aunque el año pasado, para que mi nieto -alérgico a ambos ingredientes- tuviera sus "filloas", hice un "amoado" así, con agua y harina para ver qué salía. Mi sorpresa fue que aquellas tortitas estaban buenas... Probaré a completarlas con el segundo paso de ponerlas de nuevo en la sartén con el azúcar, que seguro le van a encantar. Y a los demás también.

Este año a ese "amoado", un poco más espesito, le añadí ralladuras de limón y una pizca de azúcar e hice flores de sartén aptas para él. Quedan ricas.

Un saludo.

VentoMadeira dijo...

¡Tanche boísimas! Abofé. Non é a primeira vez que remato seriamente perxudicado. É o problema de non ter fondo.
Saude.

roski dijo...

Las de mi Madre tampoco llevan leche ................pero esta versión es buenísima..............un bico

La cocina de mi abuelo dijo...

no las conocía, super interesantes

Josiño Silvarredonda dijo...

se parece a algo que hacía mi abuela, pero más gordo y sobre la cocina de leña, que boas!!

Maria Jose dijo...

Solo las he visto otra vez el Laro, las hacian a la piedra solamente con agua y harina como dices tu eran muy asperas, no me gustaron nada, pero caramelizadas asi la cosa cambia muchisimo, besos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...